“Tenemos la obligación de tomar posición”

Optimismo, compromiso y federalismo fueron las claves para repensar la comunicación a lo largo del XVII REDCOM.

A lo largo del XVII Congreso REDCOM se tocaron temas de gran importancia para la comunicación. Los debates giraron en torno a las prácticas, y actividades académicas en Latinoamérica así como a las políticas públicas que han ido desarrollándose en los últimos tiempos en nuestro país. Sirviendo como eje para desmenuzar y fomentar el desarrollo en este ámbito.

DSC_0061Claudia Ardini, directora de la Escuela de Ciencias de la Información, hizo hincapié en el largo camino que ha recorrido la entidad que precede para lograr la categoría de Facultad de Comunicación en un futuro cercano. Agradeció a todos los ponentes quienes alentaron la iniciativa.

El federalismo expuesto a través de la REDCOM demuestra algunos de los objetivos y desafíos que la comunicación como práctica comunicacional tiene por delante. La participación de las 25 entidades que conforman la REDCOM son una clara prueba de esto.

El decreto firmado en la última asamblea de esta red deja en claro su posición con respecto a las transformaciones poíticas llevadas a cabo en nuestro país. Ardini leyó el documento en el cual se destacan frases tales como: “tenemos la obligación de tomar posición”, “nos hemos comprometido en este proceso”.

Victor Hugo Arancibia, docente e investigador de la Universidad Nacional de Salta, citó a Jesús Martín Barbero con el fin de explicar la necesidad que tienen como formadores, la idea de pensarse como “centro” sin dejar de mirar a la “periferia”. “Hay que pensar estrategias para ir mostrándonos nuevamente en esta estructura (…) estrategia de la periferia con vocación de centralidad” aseguró el académico.

Por su parte Alejandra García Vargas, Lic en Comunicación Social, egresada de la Escuela de Ciencias de la Información de la UNC y profesora en la Universidad Nacional de Jujuy, recalcó que es fundamental entender este proceso de crecimiento en materia de comunicación a través del recorrido que los lleva a pensar en “presente, pasado y futuro”.  Teniendo un diálogo constante con todos aquellos trabajos que los preceden.

También citó, al igual que su colega, una frase de Jesús Martin Barbero: “Lo que aquí llega lleva las huellas de un largo recorrido”. Hizo referencia al “mapa de ruta” fundamental para progresar en este campo tomando en cuenta los diversos órdenes, disciplinas, experiencias y prácticas.

Explicó por qué los debates sobre comunicación se dan de una manera distinta aquí en Latinoamérica con respecto a las que se dan en otros lugares. “Esto extraña a los países centrales”

La comunicación como productora de contenidos inserta en un contexto donde median e intervienen procesos simbólicos, políticos, económicos y sociales. Los logros que se han conseguido hasta el momento no van a ser barridos por el siguiente gobierno. Los 3 profesionales hicieron mención a las medidas impulsadas por los gobernantes nacionales desde hace ya diez años, quienes incentivaron el sostenimiento y el avance de los derechos del ciudadano en el acceso a una mejor información y comunicación.

La directora de la ECI dio a conocer la sede del próximo REDCOM, el cual estará a cargo de la Universidad Nacional de La Plata y la Universidad Nacional de Buenos Aires conjuntamente.

La comunicación como una actividad inserta en el seno social entrelazada a diversas áreas y procesos. Es parte de un todo inseparable en el que los principales actores juegan un rol preponderante. Prácticas que superen el camino teórico fueron las palabras de Alejandra al cerrar su discurso. Desafíos, propuestas, son parte viva de los debates académicos en América Latina.

“Debemos lograr que la percepción de lo social sea una percepción inclusiva (…) Solo se ha ganado una puja, hemos dejado huellas, una huella más en este congreso, una huella mas en el camino a ser facultad” aseveró Víctor Hugo.

El cierre del Congreso abrió las puertas para seguir las huellas de este camino desandado y transitado por todos aquellos que día a día aportan su granito de arena para que los de este lado del mundo tengamos un mejor  lugar en el mundo.

Por Milagro Corvalán